¿Qué es el Producto Interno Bruto o PIB?

Aumenta, desciende, mide la riqueza y el bienestar del mundo. Para muchos, es el indicador económico más representativo. Refleja el valor total de todos los bienes y servicios generados por un país o región, durante el plazo de un año.

Hay varios agentes involucrados como el productor, el vendedor y el prestador de servicios. Desde hace poco, el PIB incluye también en su medición las economías sumergidas como el contrabando de cigarrillos y el comercio ilegal de armas y drogas.

Las fórmulas para calcular el nivel del PIB son internacionales. Así se puede comparar la riqueza entre los países.

Cuando aumenta el PIB, las empresas facturan más, suelen experimentar mas beneficios y los empleados tienen más poder adquisitivo,  pero si el PIB decrece de forma continuada, llega la recesión y desaceleración de la economía; con ello, menos empleo y sueldos más bajos.

Se vende menos y se reduce el ritmo de producción. Por eso, todos esperan con interés, los pronósticos coyunturales, con los que se calcula el desarrollo del PIB, pero esas predicciones, con frecuencia no aciertan.

Tipos de Producto Interno Bruto

  • PIB nominal: está relacionado con el valor total de los bienes y servicios a precios corrientes, producidos por un país o región, en un período determinado, generalmente en un año. No toma en cuenta el peso de la inflación en su cálculo.
  • PIB real: es el valor monetario de todos los bienes y servicios producidos por un país, valorados según los precios del año que se toma como base o referencia en las comparaciones. Este cálculo se realiza tomando en cuenta el índice de inflación.
Te puede interesar:  La auditoría y sus tipos

¿Cómo se mide el Producto Interno Bruto?

El PIB se calcula con tres métodos:

  • Método del gasto: se suman todas las erogaciones realizadas para la adquisición de bienes o servicios finales, producidos dentro de una economía, es decir, se excluyen las compras de bienes o servicios intermedios y también los bienes o servicios importados.
  • Método del valor agregado: se suman los valores agregados de las diversas etapas de producción de todos los sectores de la economía. El valor agregado que añade una empresa en el proceso de producción, es igual al valor de su producción, menos el valor de los bienes intermedios.
  • Método del ingreso: se suman los ingresos de los asalariados, las ganancias de las empresas y los impuestos, menos las subvenciones. La diferencia entre al valor de la producción de una empresa y el de los bienes intermedios tiene uno de los tres destinos siguientes: los trabajadores en forma de renta del trabajo, las empresas en forma de beneficios, o el Estado en forma de impuestos indirectos, como el IVA.
Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar